Propóleo

El propóleo es una sustancia fabricada por las abejas a partir de las yemas y resinas de los árboles, que mezclan en su boca con cera y secreciones salivares obteniendo así esta magnífica y curativa sustancia.

Las abejas lo utilizan para sellar las colmenas y defenderse frente al ataque de virus y bacterias.

Nosotros extraemos el propóleo de la colmena y lo maceramos en alcohol, consiguiendo así una tintura madre al 30%, siendo ésta la mejor forma de consumirlo para nuestro cuerpo.

 

El propóleo tiene numerosas propiedades terapéuticas, entre las que destacan:

Antioxidante, Antibacteriano, Antivírico, Antiinflamatorio,Analgésico, Inmunoestimulante, Remineralizante, Antialergénico yAnestésico

Es el gran aliado para aquellas personas que trabajan con la voz, como profesores, locutores, actores, etc…., dado que alivia eficaz y rápidamente problemas de afonía

Es muy interesante para combatir enfermedades respiratorias, como: Gripe, Bronquitis, Resfriado, Asma, Sinusitis, Anginas y Neumonía

En enfermedades infecciosas tales como, Otitis, Laringitis y Conjuntivitis

El propóleo se utiliza junto con la miel, para tratar heridas y enfermedades de la piel, Cortes, Quemaduras, Dermatitis, Hongos, Acné, Psoriasis, Eccemas, Furúnculos,Verrugas y Aftas bucales

En enfermedades digestivas, Úlceras Diverticulitis, Gastritis ,Diarreas, Enfermedad de Crohn, Exceso de colesterol

También se utiliza con frecuencia para tratar enfermedades infecciosas relacionadas con el sistema urinario

En resumen podemos decir que el propóleo es un antibiótico y antimicótico natural, por ello no se debe abusar de él, debiendo utilizarlo durante periodos concretos y nunca de forma continuada durante largos periodos de tiempo.